rosa

Verdad verdadera. Profesionales de la Escuela Pública.

Verdad verdadera. Esta frase tan utilizada en nuestros años infantiles cuando queríamos reiterar con fuerza la autenticidad de alguna cosa, me viene a la mente para expresar la necesidad de hacer hincapié en volver a replantear la figura del docente en los tiempos de las TICs, las innovaciones pedagógicas, el redescubrimiento de las metodologías activas, participativas y las corrientes didácticas que exploran nuevas técnicas y propuestas para establecer modelos, teorías y paradigmas que mejoren rendimientos, resultados y diseñan nuevas formas de educar.

En medio de este torbellino de conceptos y teorías, a pesar de influencers, gurús mediáticos, marketing didáctico, del neoliberalismo educativo que ha pasado a considerar la educación como un engranaje más de la iniciativa empresarial, de los rediseños y las pinceladas a las teorías pedagógicas de siempre (si Aristóteles, Sócrates, Rousseau o el mismo Vygotski levantaran la cabeza…), de vocablos como flipped classroom, gamificación, Realidad virtual, Scape Room y tantos otros novedosos, siempre queda, finalmente en la palestra y a pie de aula, el/la maestro/a y sus alumnos/as. El binomio cotidiano que diariamente hacen y rehacen el auténtico proceso de enseñanza-aprendizaje.

Ellos son, verdad verdadera, los que protagonizan sin flashes, luces ni bambalinas la ardua tarea en las aulas. Y es a ellos, especialmente a Rosa, profesora de a pie, de aula y pizarra y tiza si hace falta, a la que quiero dedicar este artículo como agradecimiento a  su labor y el orgullo de llevar muchos años a su lado, contemplando y, a veces, participando de su ilusión y empeño en su trabajo.

Pero no sería yo el más adecuado para valorar la labor de la larga trayectoria dedicada a lo que fue y sigue siendo la vocación de su vida, que siempre tuvo tan clara. Lo dejo en manos de una de sus alumnas  que ha expresado con espontaneidad y sinceridad adolescente el valor de su labor de tantos años.

Ahí lo dejo, leedlo despacio. Espero que en ese vendaval de renovaciones e innovaciones no se nos olvide que quién debería tener voz y voto en la valoración de quienes educamos son también los alumnos/as que, al fin y al cabo, son el objetivo de nuestro trabajo. Gracias también a esa alumna que ha querido mostrar su reconocimiento en este pequeño documento. Este es un pequeño botón de muestra, y también mi felicitación por su cumpleaños.

Felicidades, Rosa,  lo que te queda por hacer ya lo tienes aprobado.

evaluación
evaluación

El portfolio de Rosa:

https://mediateca.educa.madrid.org/video/p987fxrv76fv5bvb

https://canal.uned.es/video/5a6f276ab1111f0f4e8b4df6?track_id=5a6f276ab1111f0f4e8b4dfb

https://mediateca.educa.madrid.org/video/db91zmiflfgl48q3

https://repositorio.uam.es/xmlui/handle/10486/6367

https://procomun.educalab.es/es/articulos/examen-adaptado-para-alumno-con-tdah-en-la-eso

http://recursostic.educacion.es/eda/web/tic_2_0/informes/piriz_collado_rosa.pdf

Tuitéalo si te ha gustado. Clic para tuitear